Después de meses  desde que se constituyera la Fundación Catedral de Burgos XXI,  entre el Cabildo Catedralicio, el Arzobispado y la Cámara de Comercio e Industria de Burgos.  El PARTIDO CASTELLANO- TIERRA COMUNERA (PCAS-TC) reclama una composición más plural para esta Fundación, incorporando a todos los actores sociales, institucionales y culturales claves para el éxito de esta efemérides, para su financiación y para su difusión.

Los castellanistas consideran que el planteamiento elegido para guiar este proyecto, con una Fundación extremadamente reducida y exclusiva. Los comuneros también echan de menos la ausencia de una ambiciosa Hoja de Ruta que pretende seguir este Proyecto, que de aquí a 2021 debe constituirse en uno de los ejes de visibilización de Burgos y su potencial turístico, tanto en el conjunto de España como en el ámbito internacional.

Desde el PARTIDO CASTELLANO- TIERRA COMUNERA (PCAS-TC)  se considera más acertado incluir,  a todos los actores relevantes en generar un proyecto exitoso para Burgos y su sociedad, en la Fundación a crear, no duplicando organismos, ni generando artificialmente duplicidades, complejidad y asimetrías.

El PARTIDO CASTELLANO- TIERRA COMUNERA (PCAS-TC) estima imprescindible también la incorporación de entidades de calado social y cultural en la fundación, para garantizar su pluralidad y la fijación de unos objetivos que vertebren el compromiso de la sociedad con esta iniciativa; así los castellanistas reclaman la inclusión en esta Fundación de la Universidad de Burgos, entidad desde la que se han generado los estudios más rigurosos del principal templo burgalés y clave para el diseño de un proyecto de difusión innovador, además de la Federación de Asociaciones Empresariales de Burgos (FAE),  el organismo de la UNESCO para el Patrimonio ICOMOS y la Asociación de Amigos del Camino de Santiago.

Desde el PARTIDO CASTELLANO- TIERRA COMUNERA (PCAS-TC)  se recuerda finalmente que esta Fundación y este Proyecto Cultural, Social y Turístico debe ir estrechamente coordinado con el resto de las iniciativas culturales y turísticas que promueve y desarrolla la ciudad de Burgos, para generar sinergias, evitando protagonismos estériles, actitudes pueriles y espontaneísmos que solo generan frustración, despilfarro del dinero público y pérdida de oportunidades para construir un futuro sólido y consistente para la economía cultural y turística que debe ser una pata imprescindible de un sector servicios moderno para Burgos.