Logo Partido Castellano - Tierra Comunera

Castilla nos une

Castilla nos une

TIERRA COMUNERA CONSIGUE LA DEVOLUCIÓN DEL FONDO BIBLIOGRÁFICO HISTÓRICO BURGALÉS TRASLADADO A VALLADOLID. (Dic`05). . (31/01/2006)

Las acciones de denuncia emprendidas por la Agrupación Provincial en Burgos de TIERRA COMUNERA (TC) ante el traslado del Fondo Bibliográfico Histórico de la Biblioteca Pública de Burgos a Valladolid, han conseguido que los responsables de la Junta de castilla y León rectifiquen sus actuaciones iniciales y decidan ahora el pronto regreso de estos valiosos fondos a Burgos.

Los castellanistas se dirigieron recientemente y formalmente al Delegado de la Junta de Castilla y León en Burgos, D. Jaime Mateu, y a Dña Berta Tricio, Subdelegada del Gobierno en Burgos, para reclamarles que iniciaran actuaciones con carácter inmediato que permitan el pronto regreso a Burgos de estos fondos patrimoniales e históricos de Burgos. TIERRA COMUNERA (TC) había denunciado públicamente, que a mediados de este mes de Diciembre, de forma clandestina, se procedió al traslado a la Biblioteca Pública de Valladolid, de 11.800 volúmenes, de la Biblioteca Pública de Burgos, fundamentalmente de los XVI, XVII y XVIII, pero en algunos casos anteriores que conformaban el Fondo Bibliográfico Histórico de la Biblioteca Pública de Burgos, incluyendo piezas tan significativas como “La Biblia de Gutenberg de 42 líneas”, de 1454, primer libro impreso del Mundo, la Biblia Románica del siglo XII, o el Fondo Bibliográfico de la familia Lara. Este impresionante fondo bibliográfico, uno de los mejores y más amplios de España, se formó a lo largo de todo el siglo XIX fruto del depósito de los libros procedentes de las diversas desamortizaciones de las bibliotecas de monasterios y conventos, y articulado por la Comisión Provincial de Monumentos.

El delegado de la Junta de Castilla y León en Burgos, Jaime Mateu, se puso en contacto con el secretario provincial de TIERRA COMUNERA (TC) en Burgos, José Ignacio Delgado Palacios, alcalde de la localidad ribereña de Caleruega, para anunciarle la decisión de la administración regional, de proceder a la devolución a Burgos, de todos los fondos bibliográficos burgaleses trasladados a Valladolid, que volverán a la ciudad del Arlanzón, en un plazo de dos o tres meses, cuando se habilite un espacio digno para los mismos, sea en la Delegación territorial de la Junta de Castilla y León en Burgos o en las instalaciones provisionales que ahora ocupa la Biblioteca Pública del Estado en Burgos.

Los responsables de TIERRA COMUNERA (TC) en Burgos, han expresado su satisfacción por la rectificación del ejecutivo regional en este tema, ya que en su momento se mostraron muy críticos con este injustificable traslado, impulsado conjuntamente por la Junta de Castilla y León y el Ministerio de Cultura, de trasladar los casi 12.000 volúmenes del fondo bibliográfico histórico de Burgos, ya que supone privar a la ciudad de Burgos de uno de sus referentes patrimoniales escritos más importantes. Así los comuneros burgaleses reclamaron al Delegado de la Junta de Castilla y León en Burgos y a la Subdelegada del Gobierno en Burgos, que inicien negociaciones con diversas entidades locales y provinciales de Burgos, para habilitar un espacio que permita en condiciones de garantizada seguridad y conservación y a disposición de los usuarios e investigadores, ubicar estos fondos bibliográficos en Burgos.

Así, desde TIERRA COMUNERA (TC) se manifiesta que sería necesario habilitar un espacio digno, que contase con al menos 700 metros de estanterías lineales, con control térmico y de humedad para preservar los documentos antiguos, y con posibilidades de consulta por el público, lo cual no debe ser especialmente difícil de conseguir en Burgos. En concreto los comuneros burgaleses, proponen al Delegado de la Junta de Castilla y León en Burgos y a la Subdelegada del Gobierno en Burgos, que actúen explorando las siguientes alternativas:

  • Las instalaciones de la Biblioteca de Castilla y León que posee la Diputación Provincial de Burgos, en el Monasterio de San Agustín.
  • Las dotaciones del Ayuntamiento de Burgos, en alguna de sus diversas bibliotecas municipales.
  • Los numerosos espacios culturales y sociales con que cuentan las Cajas de Ahorros.
  • La Biblioteca central de la Universidad de Burgos,
  • Los amplios espacios del edificio de la Facultad de Teología del Arzobispado burgalés.
  • El alquiler de una planta más en el antiguo Colegio San Juan de la Cruz que va a ser reformado para ubicar provisionalmente la Biblioteca Pública de Burgos.

    Finalmente, TIERRA COMUNERA (TC) agradecen a la sociedad burgalesa y a las instituciones de Burgos el compromiso en la reclamación para el inmediato regreso a Burgos de estos fondos documentales patrimoniales burgaleses y la habilitación de un espacio digno para los mismos, hasta que se materialice la siempre paralizada construcción de la nueva Biblioteca Pública del Estado en la Pza. de San Juan.

  • Compartir publicación